La razón de la inflación en dólares y por qué las empresas en Venezuela ajustan sus precios en divisas

HLB Venezuela

img

1. Sobrevaloración de la moneda

Mercado con divisas por debajo de su valor real, como muestra se puede mencionar que, un Big Mac en Venezuela es más costoso que en Suiza o Noruega de acuerdo al índice Big Mac, Venezuela se ubica entre los países con mayor sobrevaluación de la moneda, según la revista The Economist. McDonald’s, vende en diferentes partes del mundo y sus precios oscilan entre US$1,68 y los US$8,35.

Un Big Mac debería costar US$ 11,60 en diciembre de 2021, si costaba US$ 8,35 en julio de 2021 y el cambio real de acuerdo a este indicador debía ser 5,89 Bs/$ en julio y 9,4Bs/ $ en diciembre.

El valor de US$11,60 resulta de dividir Bs. 53,13 que seria el valor en Bs. Actualizado por INPC, entre el cambio 4,58 de diciembre de 2021.

2. Tamaño del Mercado

Venezuela es un mercado muy pequeño, con un sector privado muy disminuido, intentando renacer desde que eliminaron las restricciones cambiarias (Ley de Ilícitos Cambiarios) en 2018, la oferta de insumos necesarios para operar es muy poca y genera presión en los precios de todos los productos nacionales.

Desde 2013, la economía venezolana se ha contraído en un 80% y las pocas industrias que quedan, tienen problemas para saciar la demanda interna, lo que ocasiona altos costos y permite cobrar precios altos.

3. Distorsiones económicas e institucionales

Control de cambios, mecanismo que se mantuvo durante años, con sobrevaluación sobre el valor oficial del bolívar respecto al mercado paralelo, en el que el bolívar estaba cada vez más devaluado.

En la medida que el mercado paralelo se hizo relevante, se fue pasando un esquema en donde la canasta de bienes venezolanos era súper barata en términos internacionales, respecto al dólar paralelo, mas no así respecto al dólar oficial. Con un billete de US$100, se podía pagar varias noches en un hotel y consumir en lugares lujosos.

Con el proceso de hiperinflación, los precios en bolívares aumentan mucho más rápido que el dólar, y el Gobierno, al eliminar gran parte de las restricciones que había montado, intentó e intenta contener el precio del dólar ofreciendo divisas en el mercado, el resultado fue que el precio del dólar aumentó más lentamente que los precios en el mercado local, se fue abaratando el dólar y encareciéndose los bienes medidos en dólares. En otras palabras, el tipo de cambio real se sobrevaloró y Venezuela se convirtió en un país muy caro.

La suma de todos estos factores contribuye a que la mayoría de los productos elaborados en el país, sean más costosos que en otros lugares del mundo, o que su equivalente importado.

Como se puede observar, el INPC aumentó casi cuatro veces (3,72) lo que aumentó los dólares respecto al bolívar, lo que explica claramente el rezago cambiario que genera sobrevaluación e incrementos en los precios en dólares.

Si nos referimos solo al último año, es decir, desde diciembre de 2020 hasta diciembre de 2021, nos encontramos con que la variación acumulada del INPC, respecto a la variación en el tipo de cambio fue de 2,14 veces, contrastando con la de 2018-19 de 1,52 y la de 2019-20 de 1,32.

En otras palabras, si un artículo costaba o se vendía en diciembre de 2020 en US$ 100, en diciembre de 2021 debería estar por el orden de los US$ 187 al menos.

4. CONCLUSIONES.

La razón por la que los venezolanos vienen quejándose, de que sufren una “inflación en dólares”, se deriva del hecho de que los precios locales, aumentan a un ritmo mayor que el cambio.

En Venezuela, la inyección de divisas por parte del Banco Central para poner freno al tipo de cambio, genera una distorsión conocida como “sobrevaluación del tipo de cambio real” o “rezago cambiario”.

De acuerdo al BCV y el OVF la inflación durante 2021 sumó 686% y el incremento en el cambio fue de 321%, lo que significa que los precios subieron 2,14 veces más de lo que subió el cambio, de allí el rezago cambiario, de igual forma, ni los salarios, ni las tarifas por servicios aumentados en dólares, subieron con el mismo ritmo que subieron los precios, lo que genera un fuerte impacto en la población formalmente empleada o que se dedica al ejercicio profesional, ante el hecho de que el 80% de las transacciones que se realizan en Venezuela, se realizan con base a la divisa americana (US$).

En otras palabras, aunque los salarios y las tarifas por servicios están denominados en dólares, estas deben ser revisadas y configuradas periódicamente, para cubrir el rezago cambiario, que afecta directamente la capacidad de compra y el nivel de vida de la población.

La variación acumulada del INPC & la variación acumulada del cambio Bs/US$ entre diciembre de 2018 y diciembre 2021 fue de 3,72 veces, de donde se deriva que el cambio debe ubicarse en 17,32 Bs por US$ aproximadamente, en cuanto al poder de compra que tenía en diciembre de 2018. Si consideramos que hasta 2017-2018 estuvo subvalorado, probablemente la paridad real pudiese estar entre los 8 y 12 bolívares por dólar, para determinarlo habría que realizar cálculos mucho más detallados.

Si nos referimos solo al último año, es decir, desde diciembre de 2020 hasta diciembre de 2021, nos encontramos con que la variación acumulada del INPC, respecto a la variación en el tipo de cambio fue de 2,14 veces, contrastando con la de 2018-19 de 1,52 y la de 2019-20 de 1,32.

En otras palabras, si un artículo costaba o se vendía en diciembre de 2020 en US$ 100, en diciembre de 2021 debería estar por el orden de los US$ 187 al menos.

Leer artículo completo  Inflación y Devaluación

 

 

Fuente: HLB Venezuela

Get in touch

Cualquiera sea su pregunta, nuestro equipo global lo orientará en la dirección correcta

Start the conversation
Get in touch
x
x

Share to:

Copy link:

Copied to clipboard Copy